112041: El sermón de los viernes en otras lenguas además del árabe


¿Podría usted amablemente detallar lo que debe hacer la congregación para la oración comunitaria del viernes? Básicamente, escuchamos el sermón en nuestro idioma, luego el llamado a la oración, luego la oración de cuatro módulos recomendada por la tradición. Luego de esto, el imam da el sermón en árabe.
Durante el sermón, ¿cómo debemos sentarnos? Luego de esto hay una pausa en el sermón, ¿qué se debe recitar en ese momento?

Alabado sea Dios

Los juristas están unánimemente de acuerdo en que es mejor que el sermón esté en árabe, pero difieren sobre que esto sea una condición esencial para que la oración comunitaria de los viernes sea válida. Hay tres puntos de vista: 

1 – Que es esencial que esté en árabe para quien sea capaz de hacerlo, aun si los asistentes no entienden árabe. 

Este es el punto de vista de los málikis, y es el punto de vista bien conocido de los hánbalis también. Ver: Al-Fawákih ad-Diwani, 1/306; y Kashsháf al-Qiná’, 2/34. 

2 – Que es esencial que esté en árabe para quien sea capaz de hacerlo, a menos que los asistentes no entiendan árabe, en cuyo caso se debe hacer el sermón en el idioma de los asistentes. Este es el punto de vista correcto de acuerdo a la escuela sháfi’i, y es también el punto de vista de algunos juristas hánbalis. Ver: Al-Maymu’, por An-Nawawi, 4/522. 

3 – Que es recomendable que el sermón esté en árabe, pero que no es esencial, y que el imam puede darlo en su propia lengua en lugar de en árabe. Este es el punto de vista de Nu’mán Abu Hanifah y de algunos de los sháfi’is. Ver: Rádd al-Muhtar, 1/543, y Al-Mawsu’ah al-Fiqhíyah, 19/180. 

Este último punto de vista es el más correcto de los tres, y es el punto de vista favorecido por nuestros eruditos contemporáneos, porque no hay una clara evidencia que indique que el sermón deba estar en árabe, y porque el propósito del sermón es comunicar, exhortando y enseñando cosas beneficiosas, y esto sólo puede lograrse usando el idioma de la gente presente en el lugar. 

Dice en una declaración del Concilio Mundial de Jurisprudencia Islámica:

“La opinión más justa es que dar el sermón del viernes en árabe y durante las festividades en países donde no se habla árabe, no es una condición para que sea válida. Es mejor decir las salutaciones preliminares y algún verso coránico en árabe, para familiarizar a los asistentes con la recitación del Sagrado Corán en la lengua original en que fue revelado. Luego el imam puede seguir con una exhortación en su propio idioma, en el idioma en que los asistentes pueden comprender”. Fin de la cita de Qirat al-Mayma’ al-Fiqhí, p. 99, quinta sesión, sexta declaración. 

Los eruditos del Comité Permanente de Jurisprudencia Islámica de Arabia Saudita dijeron:

“No hay prueba en los reportes de la Tradición Profética que sugieran que el Profeta Muhámmad (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) haya estipulado que el sermón del viernes deba ser en árabe. Más bien, él dio sus sermones en árabe porque era el idioma que la gente podía comprender, su idioma y el idioma de su gente. 

Por lo tanto quien se dirige a la comunidad y los guía debe hablarles en su idioma, en un idioma que la gente pueda comprender. Él envió cartas en árabe a los reyes y gobernantes de otras naciones, y sabía que hablaban otros idiomas, pero también sabía que se servirían de traductores para saber lo que decían. 

Basándonos en esto, es permisible que el imam imparta su sermón en el idioma de la gente del lugar, en zonas donde la mayoría de los habitantes no entienden árabe, o dar el sermón en árabe y luego traducirlo a la lengua local, de tal manera que todos puedan comprender el mensaje del sermón y beneficiarse de él. 

También puede dar el sermón simplemente en la lengua del lugar, y de esta forma cumplir los objetivos básicos del sermón, pero es mejor dar el sermón en árabe y luego traducirlo para los oyentes, y de esta forma el imam se apega más al ejemplo del Profeta Muhámmad (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) cuando daba sus sermones y escribía sus cartas en árabe, y para evitar un área en disputa entre los eruditos del Islam”. Fin de la cita de Fatáwa al-Láynah ad-Dá'imah, 8/253. 

El Shéij ‘Abd el-‘Azíz ibn Baaz (que Allah tenga misericordia de él) dijo:

“Quizás es mejor, y Dios sabe más, discutir este asunto en detalle y tomar en consideración que si la mayoría de los musulmanes presentes en la mezquita no entienden árabe, entonces no hay nada de malo en dar el sermón en el idioma de la gente, aunque no sea el árabe, o dar el sermón en árabe y luego traducirlo. 

Pero si la gran mayoría de la gente presente en el lugar entiende el árabe, entonces es mejor dar el sermón en árabe y apegarse más al ejemplo del Profeta Muhámmad (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él), especialmente porque muchos de sus rectos sucesores dieron sus sermones en mezquitas donde había no árabes presentes, y no se ha narrado que los tradujeran, porque la civilización islámica era predominante en esa época, y también lo era la lengua árabe. 

Sobre la evidencia de que es permisible cuando es necesario, hay alguna evidencia a tal efecto en la ley islámica. Dios dijo (traducción del significado): 

“Todos los Mensajeros que enviamos hablaban el idioma de su pueblo para transmitirles claramente el Mensaje. Pero sabed que Allah extravía a quien Le place y guía a quien quiere; ciertamente Él es Poderoso, Sabio” (Abrahán, 14:4). 

Por ejemplo, cuando los compañeros ingresaron a tierras no árabes como Persia y Bizancio, no enfrentaron ningún conflicto militar sin comunicarse con ellos mediante intérpretes y haberlos convocado al Islam también”. Fin de la cita de Maymu' al-Fatáwa Shéij ‘Abd el-‘Azíz ibn Baaz, 12/372. 

Shéij Muhámmed ibn al-‘Uzaimín (que Allah tenga misericordia de él) dijo:

“El punto de vista correcto acerca de este asunto es que es permisible que el imam dé su sermón en el idioma que habla la gente del lugar, en caso de que la gente presente no sea árabe y no entienda la lengua árabe. El imam puede entonces dar el sermón en su idioma, porque el sermón es un medio para comunicarse con la comunidad, y su propósito es explicar los sagrados límites de Dios a Sus servidores, exhortarlos a hacer el bien y a abandonar el mal, y guiarlos. 

Pero los versos del Sagrado Corán deben ser recitados en árabe, y luego pueden ser explicados en el idioma del lugar. 

El hecho de que es permisible que el imam dé su sermón en otro idioma que no sea el árabe está indicado en el verso en el cual Dios dijo (traducción del significado): 

“Todos los Mensajeros que enviamos hablaban el idioma de su pueblo para transmitirles claramente el Mensaje. Pero sabed que Allah extravía a quien Le place y guía a quien quiere; ciertamente Él es Poderoso, Sabio” (Abrahán, 14:4). 

Dios afirmó que el medio para entregar Su Mensaje debía ser el idioma que la gente a la cual el mensaje iba dirigido pudiera comprender. Basándonos en esto, el imam puede dar su sermón en una lengua distinta del árabe, pero debe recitar los versos del Corán en árabe, que es la lengua original en la cual el Corán fue revelado, y luego puede traducirlos y explicarlos a la audiencia en el idioma que ellos entiendan”. Fin de la cita de Fatáwa Nur ‘ala ad-Dárb. 

Consulta también la respuesta a la pregunta No. 984

En segundo lugar, el formato de la oración comunitaria de los viernes no debe cambiar de lo que mencionaste en tu pregunta, es decir de los dos sermones, uno antes del llamado a la oración, y otro después. Lo ideal es que haya un sermón en árabe y luego sea traducido al idioma del lugar, mientras el imam está todavía en el minbar. 

El shéij Muhámmad Ibn Ibrahím (que Allah tenga misericordia de él) fue consultado sobre traducir el sermón de los viernes a otros idiomas, luego de la oración comunitaria del viernes en la Sagrada Mezquita de La Meca, para que aquellos que no entienden árabe puedan beneficiarse de él. Él respondió:

“No estamos de acuerdo con lo que has mencionado, y no hay justificación para dar otro sermón el viernes antes o después de la oración. 

Si el objetivo es traducir el sermón para aquellos que no hablan árabe, entonces el sermón puede ser traducido a través de la radio en otro momento, no durante la oración del viernes”. Fin de la cita de Maymu’ Fatáwa ash-Sháij Muhámmad Ibn Ibrahím, 3/20. 

Nosotros animamos a todos los musulmanes a aprender el árabe, porque es la lengua del Sagrado Corán y a través de ella es más fácil comprender las leyes del Islam, como también comprender el contexto de los reportes del Profeta Muhámmad (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él). 

El shéij Rashíd Rida (que Allah tenga misericordia de él) dijo:

“Hemos afirmado más de una vez que el conocimiento del árabe es sumamente necesario para cada musulmán, porque conocer su religión es obligatorio para él, y porque un conocimiento básico de este idioma es necesario para realizar los rituales del Islam, los cuales no serían válidos si se realizaran con recitaciones en otro idioma. 

Sin embargo, el sermón del viernes es un asunto distinto que no tiene nada que ver con el árabe, aunque sí es un ritual de gran importancia. 

Los no árabes que abrazaron el Islam en los primeros períodos se apresuraron a aprender esta lengua para comprender el Corán y las enseñanzas de la Tradición Profética, y para formar lazos con el resto de la comunidad. Los compañeros del Profeta solían dirigirse a la gente en árabe cuando llegaban a otras tierras, y no pasaba mucho tiempo hasta que la gente se arabizaba, debido a la influencia espiritual del Islam, no por miedo ni porque fueran obligados, ni porque esperaran obtener alguna ganancia mundana con ello. Si ellos hubieran enfatizado que era recomendable dejar que las naciones no árabes que abrazaban el Islam quedaran confinadas a su propio idioma, entonces se habrían apresurado a aprender el idioma de estas naciones y a establecer los rituales para ellos en sus idiomas, y hoy en Grecia no se conocería más que el griego, y en Persia no se conocería más que el persa. 

La divergencia idiomática que vemos hoy en día entre los musulmanes, adoptando mayormente como lengua franca el inglés, es uno de los más terribles efectos de las malas políticas. Si los Estados otomano e iraní no hubieran intentado nunca difundir el aprendizaje de la lengua árabe en sus reinos musulmanes, habría llegado un día en que lo habrían lamentado. 

Nosotros no podemos confiar en ninguna reforma religiosa en la India o en otras partes del mundo musulmán, a menos que enseñe el árabe desde las primeras etapas del aprendizaje y lo convierta en el lenguaje del conocimiento del Islam”. Fin de la cita de Mayállat al-Manar, 6/496. 

En cuarto lugar, con respecto a rezar una oración de cuatro módulos ‘recomendada por la tradición’, debemos decirte que no hay oración recomendada por la Tradición Profética antes de la oración comunitaria del viernes. La tradición es ofrecer oraciones voluntarias en general antes de la oración comunitaria, sin especificar ningún número en particular. Esto ha sido discutido en la respuesta a las preguntas No. 6653 y 14075

Y Allah sabe más.

Islam Q&A
Create Comments