72559: Significado del reporte “Quien rece la oración del alba, estará bajo la protección de Dios”


¿Cuál es el significado del reporte del Mensajero de Dios (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) que dice: “Quien rece en congregación la oración del alba, estará bajo la protección de Dios”? ¿Cómo puede uno estar bajo la protección de Dios? Si una persona reza en su hogar junto con su esposa, ¿es lo mismo que rezar en congregación como menciona el reporte?

Alabado sea Dios

Muslim (657) narró que Yundub ibn ‘Abd Allah (que Dios esté complacido con él) dijo: “El Mensajero de Dios (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: “Quien rece la oración del alba está bajo la protección de Dios, por lo tanto, que no incumpla los derechos de Dios, porque a cualquiera que lo hace, Dios lo arrojará de cara al fuego del Infierno”. 

At-Tibi (que Allah tenga misericordia de él) dijo: “La razón por la cual la oración del alba es mencionada aquí es a causa de la dificultad que encierra, y realizarla es un signo de la sinceridad de la fe, y quien es un creyente sincero está bajo la protección de Dios”. Shárh Mishkat al-Masábih, por At-Tibi, 2/184. 

Hay dos puntos de vista entre los eruditos sobre el significado de este reporte: 

1 – Que el reporte indica que está prohibido dañar a cualquier musulmán que reza la oración del fáyr, porque quien reza la oración del fáyr está bajo la protección y cuidado de Dios, y no es permisible para nadie dañar a quien Dios ha protegido. Si uno lo daña, entonces ha transgredido y violado la protección de Dios, por lo tanto merece el castigo de Dios por haber transgredido Su protección, y por haber dañado a quien está bajo Su protección. Ver: Faid al-Qadír, por Al-Manawi (6/164). 

El Shéij Muhámmed ibn al-‘Uzaimín (que Allah tenga misericordia de él) dijo en Shárh Riadh as-Saalihín, 1/591:

“Esto indica que es obligatorio respetar al musulmán que afirma su Islam rezando la oración del alba, porque nadie ofrece la oración del alba excepto el creyente. Y no es permisible para nadie transgredir los límites de Dios”. Fin de la cita. 

Esto también está indicado por el reporte narrado por At-Tabarani en Al-Mu’yám al-Awsat (4/5), con su cadena de transmisión. Al-Albani dijo en Sahih at-Targíb (1/110): “Es auténtica, a causa de los reportes que la corroboran”. 

Se narró que Al-A’mash dijo: “Sálim ibn ‘Abd Allah ibn ‘Umar estaba sentado con Al-Hayyách, y Al-Hayyách le dijo: “Levántate dale su merecido a Fulano”. Sálim recogió su espada y cogió al hombre, y lo llevó hasta la puerta del palacio. Entonces su padre lo miró cuando estaba llevando a este hombre afuera y le dijo: “¿Realmente va a hacerlo?” Él lo repitió dos o tres veces, y cuando lo sacó, Sálim le dijo: “¿Rezas la oración del alba?”. Él dijo: “Sí”. Le dijo: “Entonces ve a donde quieras”. Luego volvió y arrojó la espada, y Al-Hayyách le dijo: “¿Le diste su merecido?”. Él respondió: “No”. “¿Por qué no?” le preguntó. Él respondió: “Oí a mi padre decir: “El Mensajero de Dios (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: “Quien reza la oración del alba está bajo la protección de Dios hasta que llega la noche”. 

2 – Que lo que este reporte significa es advertir contra el abandono o descuido de la oración del alba, porque abandonarla es una transgresión al convenio entre la persona y Dios. Este convenio es la práctica regular de la oración. 

Al-Baidawi dijo: “Puede ser que lo que signifique aquí la protección es que la oración del alba trae seguridad contra el castigo de Dios, por lo tanto lo que significa es que no abandonemos la oración del alba, y que no la descuidemos, para que no se rompa el convenio que existe entre el musulmán y Dios, para que Dios no lo deje expuesto al fuego del Infierno. Esto es porque la oración del alba es más difícil. Por lo tanto realizarla es un signo de la sinceridad del creyente, y quien es sincero está bajo la protección de Dios”. Fin de la cita de Fáid al-Qadír, 6/164. 

Algunos de los eruditos han sostenido que la virtud de ingresar en la protección de Dios que está mencionada en el reporte se aplica sólo a quien reza la oración del alba en congregación. Por eso An-Nawawi (que Allah tenga misericordia de él) le dio este título, en su edición del Sahih Muslim, o “Capítulo sobre la virtud de rezar las oraciones de la noche y del ala en congregación”. Fue precedido en eso por Al-Mundhiri (que Allah tenga misericordia de él), quien citó el reporte en su libro At-Targíb wa at-Tarhib, bajo el título de “Encomendar la oración de la noche y del alba, en particular en congregación, y una advertencia contra apartarse de ella”. 

Esto es aparentemente lo que el Imam Muslim hizo, pues él narró cerca de veinte reportes antes de éste, todos los cuales hablan acerca de la oración en congregación y asuntos relacionados. 

Por eso Al-Háfiz ‘Abd el-Háqq al-Ishbíli lo narró en su compilación de As-Sahihain, en un capítulo titulado “La oración en congregación” (923). 

Al-Mubarakfuri citó el mismo reporte en Shárh at-Tirmidi, donde dijo: “Quien reza la oración del alba”, en congregación”. Fin de la cita. 

Ibn ‘Allán dijo en Dalil al-Faalihín (3/550): “Es decir, la oración en congregación, como se mencionó en el otro reporte”. 

Esto está apoyado también por el reporte de Abu Bákrah (que Dios esté complacido con él): “Quien rece la oración del alba en congregación estará bajo la protección de Dios…”. Al-Haizami (que Allah tenga misericordia de él) dijo (2/92): “Narrado por At-Tabarani en Al-Kabir. Sus narradores son los hombres de los reportes auténticos”. Al-Mundhiri dijo en At-Targib: “Los hombres de su cadena de transmisión son confiables”. Al-Albani dijo: “Es auténtico, a causa de la evidencia que lo corrobora”. Ver: Sahih at-Targhíb, No. 461. 

Nota: este material adicional fue citado por Al-Manawi también, y él se lo atribuyó a Muslim, pero esto es un error de su parte. Las palabras agregada “en congregación”, no se encuentra en la obra de Muslim, ni en ninguno de los seis libros. 

Este parece ser el significado comprendido por Ibn Máyah (que Dios esté complacido con él), pues él incluyó este reporte en sus Tradiciones (Sunan), en un capítulo titulado “Los musulmanes están bajo la protección de Dios”, en Kitab al-Fitán. 

Esto fue también sugerido por Ibn Hibbán en su Sahih (6/36): “Capítulo sobre la protección de Dios para quien reza la oración del alba”. Esto se aplica a todos aquellos que la rezan. 

3 – La oración prescripta en congregación que es encomendada y que trae esta recompensa es la oración en congregación en la mezquita, y no otra en congregación. Esto ha sido explicado en detalle en la pregunta No. 8918, 49947 y 72398

Hay varios reportes que hablan de la virtud de ofrecer la oración del alba en congregación, entre ellos los siguientes: 

En la exégesis del Corán Tafsir at-Tabari (3/270), en el comentario sobre el verso (traducción del significado): “Son pacientes, sinceros, piadosos, caritativos y piden perdón por las noches hasta llegar el alba” (Ali ‘Imrán, 3:17), se narró que Zaid ibn Aslam dijo: “Son los que asisten a la oración del alba en congregación”. 

En sus comentarios sobre el verso “Se levantan de sus lechos para invocar a su Señor con temor y anhelo, y dan en caridad parte de lo que le hemos proveído” (As-Sáydah, 32:16), Abu ad-Dardá y Ad-Dahák dijeron: “La oración de la noche y del alba en congregación”. 

Ver: Zaad al-Masir, 6/339. 

En Sahih Muslim (656) se narró de ‘Uzmán (que Dios esté complacido con él) que el Mensajero de Dios (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: “Quien reza la oración de la noche en congregación, es como si pasara la mitad de la noche rezando; y quien reza la oración del alba en congregación, es como si pasara la noche entera rezando”. 

Al-Bujari (615) y Muslim (437) narraron de Abu Hurairah (que Dios esté complacido con él) que el Profeta Muhámmad (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: “Si ellos supieran la recompensa de la oración del alba y de la noche, vendrían a ella aunque sea arrastrándose”. 

“Umar Ibn al-Jattáb (que Dios esté complacido con él) dijo: “Asistir a la oración del alba en congregación es más querido para mí que pasar la noche rezando”. Al-Istidkar, 2/147. 

Y Allah sabe más.

Islam Q&A
Create Comments