Sat 19 Jm2 1435 - 19 April 2014
98821

El du’a’ que salvó al Sahaabi del ladrón, en la que se encuentran las palabras “Yaa Wadud, yaa Dhaa’l-‘arsh il’mayid (Oh, el Más Amoroso; Oh, Dueño del Trono majestuoso)”

Quisiera saber el estatus de estos hadices, porque recibí este mensaje por correo electrónico y no sé si es firme:
Léalo tres veces y Allah responderá, in sha Allah.
"Oh el Más Amoroso; Oh el Más Amoroso, Dueño del Trono majestuoso, Oh Iniciador, Oh el que Responde, Oh Tú que haces lo que deseas, te pido por la Luz de Tu Rostro que colma los pilares de Tu Trono, y por Tu Poder por medio del que controlas Tu creación, y te pido por Tu Piedad que comprende a todas las cosas, no hay dios excepto Tú, Oh Tú que Ayudas, ayúdame" -tres veces.

Alabado sea Allah. 

El du’a’ mencionado fue narrada en un hadiz que cuenta una historia que es muy conocida y ha circulado en las salas de chat y foros, Quizás es apropiado citarla para poder explicarla. 

Se narró que Anas ibn Maalik (que Allah esté complacido con él) dijo: Era uno de los compañeros del Profeta (la paz y las bendiciones de Allah desciendan sobre él), uno de los de Ansaar, conocido por el kunyah de Abu Mu’allaq. Él era un mercader cuando comercializaba con su propia riqueza y representando a otros, y solía viajar, y era un piadoso desapegado de este mundo. Él salió en una ocasión y se encontró con un ladrón armado que le dijo: Entregue todo lo que tiene, porque lo mataré. Él dijo: No necesitas nada de sangre, todo lo que quieres es la riqueza. Él dijo: En cuanto a la riqueza, es mía; Todo lo que quiero es su sangre. Él dijo: Si insiste, deje que ore cuatro rak’ahs.  Él dijo: Ore todo lo que quiera. Entonces, él realizó el wudu’, oro cuatro rak’ahs, y entre las palabras que pronunció en su du’a’ en la última postración se encontraron las siguientes: "Oh el Más Amoroso; Oh el Más Amoroso, Dueño del Trono majestuoso, Oh Iniciador, Oh el que Responde, Oh Tú que haces lo que deseas, te pido por la Luz de Tu Rostro que colma los pilares de Tu Trono, y por Tu Poder por medio del que controlas Tu creación, y te pido por Tu Piedad que comprende a todas las cosas, no hay dios excepto Tú, Oh Tú que Ayudas, ayúdame" –tres veces. 

Él dijo este du’a’ tres veces, luego vio a un jinete que sostenía una lanza entre las orejas de su caballo, y cuando el ladrón lo vio, se dirigió hacia él y lo apuñaló dándole muerte, luego se dirigió a él y le dijo: Levántate. Él dijo: ¿Quién eres? Allah me ha ayudado por ti hoy. Él dijo: Soy un ángel del cuarto cielo. Cuando usted dijo su du’a’ la primera vez, oí que las puertas del cielo temblaron, luego cuando usted dijo su du’a’ por segunda vez oí un ruido de la gente del cielo, luego cuando dijo su du’a’ por tercera vez fue para decirme la du’a’ del que se encuentra afligido, y le pedí a Allah que me permitiera matar al ladrón. 

Anas (que Allah esté complacido con él) dijo: Entonces debes saber que quien realiza el wudu’ y ora cuatro rak’ahs y recita este  du’a’, recibirá una respuesta, esté afligido o no.

Narrado por Ibn Abi’l-Dunya en Mayaabi al-Da’wah (64) y al-Hawaatif (24). También se narró por medio de este isnad de al-Laalkaa’i en Sharh Usul al-I’tiqaad (5/166), en un capítulo titulado Siyaaq ma ruwiya min karaamaat Abi Mu’allaq (Informe de los milagros de Abu Mu’allaq). Y fue narrado por Abu Musa al-Madini – como lo dicho por al-Haafid Ibn Hayar en al-Isaabah (7/379) en su biografía de Abu Mu’allaq al-Ansaari, y lo citó completo en al-Wazaa’if. Fue narrado de él por su alumno Ibn al-Azir en Usad al-Ghaabah (6/295). Todos ellos narrados por medio de al-Kalbi de Anas (que Allah esté complacido con él). 

Pero el informe de al-Kalbi fue poco claro y los informes de él fueron diversos.

En una ocasión él lo narró de al-Hasan de Anas – como en el informe de Ibn Abi’l-Dunya. 

En otra ocasión él lo narró de al-Hasan de Ubayy ibn Ka’b – como fue mencionado en al-Isaabah, con respecto al isnad de Abu Musa al-Madini. 

En otra ocasión él lo narró de Abu Saalih de Anas – como en el informe de Ibn al-Azir de Abu Musa al-Madini. 

El Sheik al-Albaani (que Allah tenga piedad de él) dijo:

Este isnad es problemático, y el problema surge del desconocido al-Kalbi o de alguien anterior a él en el isnad. Al-Hasan – es decir, al-Basri – fue mudallis y utilizó la palabra ‘an (queriendo decir “de”), entonces el isnad es débil.

Es extraño que Abu Mu’allaq sea mencionado como uno de los Sahaabah, y que no mencionaron nada para comprobar ésto, aparte de este texto inventado con este isnad débil. Por lo tanto – y Allah sabe mejor- no fue narrado por Ibn ‘Abd al-Barr en al-Isti’aab. Al-Dhahabi dijo en al-Tayrid (2/204): Él tiene un hadiz sorprendente, pero su isnad incluye a al-Kalbi, que no es ziqah (digno de confianza). Se narra en Muyaabu al-Da’wah, y al verlo pueden decir que lo dijo con respecto a al-Kalbi: Él no es ziqah (digno de confianza). Ésto indica que no se prestó atención a lo que el dijo en el isnad, “él no es el autor del Tafsir”, porque al-Kalbi que es el autor del Tafsir es conocido por no ser digno de confianza. Se dice en al-Mughni: Ellos lo rechazaron, y él fue considerado como un mentiroso por Sulaymaan al-Taymi, Zaa’idah, e Ibn Ma’in. También fue rechazado por Ibn Qattaan y ‘Abd al-Rahmaan. 

¡También es extraño que esta historia fuera citada por Ibn al-Qayyim al comienzo de su libro al-Yawaab al-Kaafi li man sa’ala ‘an al-Dawa’ al-Shaafi de este informe de Ibn Abi’l-Dunya, atribuyéndoselo a al-Hasan sin comentar su isnad!

Al-Silsilah al-Da’ifah (5737) 

Yo digo:

Al-Kalbi ha corroborado el informe de Maalik ibn Dinar. Al-Qushayri narró una historia similar en al-Risaalah al-Qushayriyyah (2/85, 86, capítulo sobre la Du’a’) y dijo:

Abu’l-Husayn ‘Ali ibn Muhammad ibn Bashraan en Bagdad nos dijo: Abu ‘Amr ‘Uzmaan ibn Ahmad, conocido como Ibn al-Sammaak, nos dijo: Muhammad ibn ‘Abd Rabbihi al-Hadrami nos dijo: Bishr ibn ‘Abd al-Malik nos dijo: Musa ibn al-Hayyaay nos dijo: Maalik ibn Dinar dijo: al-Hasan nos dijo, de Anas ibn Maalik (que Allah esté complacido con él) … y citó el hadiz. 

Pero este informe corroborador no es válido, porque hay dos problemas con este isnad:

-1-

Muhammad ibn ‘Abd Rabbihi al-Hadrami – no pude encontrar su biografía.

-2-

Bishr ibn ‘Abd al-Malik, que lo narró de Musa ibn al-Hayyaay: tampoco lo conozco. Hubo tres hombres con este nombre de quienes encontré sus respectivas biografías:

(i) Bishr ibn ‘Abd al-Malik al-Juzaa’i, sus esclavos liberados de Mosul, que    narraron de Ghassaan ibn al-Rabi’ y Muhammad ibn Sulayman Lawin y muchos otros. Al-Tabaraani narró de él.

(ii) Bishr ibn ‘Abd al-Malik Abu Yazid al-Kufi que se estableció en Basra. Él narró de ‘Awn ibn Musa y ‘Abd-Allaah ibn ‘Abd al-Rahmaan ibn Ibraahim al-Ansaari. Abu Haatim escribió de él en Basra y Abu Zur’ah narró de él. Se le preguntó sobre él y dijo que era un Sheik.

      Al-Yarh wa’l-Ta’dil de Ibn Abi Haatim (2/362).

(iii) Bishr ibn ‘Abd al-Malik al-‘Utbi, que narró de Yahya ibn  Sa’id al-  Ansaari. Abu Sa’id al-Ashayy narró de él.

Al-Ziqaat de Ibn Hibbaan (6/97). 

Como puede ver, parece que ninguno de ellos es el mencionado en el hadiz.

Sin embargo, al-Haafid Ibn Makula mencionó en al-Ikmaal (5/101) un informe narrado de Musa ibn al-Hayyaay bajo el nombre de Bishraan ibn ‘Abd al-Malik, y él dijo: 

En cuanto a Bishraan, él es Bishraan ibn ‘Abd al-Malik, y creo que fue Mawsili (de Mosul). Narró un hadiz de Musa ibn al-Hayyaay ibn ‘Imraan al-Samarqandi en Baysaan de Maalik ibn Dinar. 

Fin de cita.

Quizás él es a quien se refiere, y su nombre fue acortado en el libro de al-Qushayri a Bishr. 

En cuanto a Ibn al-Sammaak, él es ziqah (confiable). Su biografía se encuentra en Siyar A’laam al-Nubala’ de al-Dhahabi (17/312). 

Lo mismo es verdad de Maalik ibn Dinar (d. 127 AH). Su biografía se encuentra en Tahdhib al-Tahdhib (10/15). 

En resumen:

La historia y el du’a’ no son sahih (firmes) de ninguna manera, aunque no hay nada de malo en las frases utilizadas en el du’a’; más bien las palabras son firmes y buenas, como atestiguan los textos del Qur’an y la Sunnah. Pero ésto no significa que el que dice este du’a’ se salvará, o que debemos creer que Allah ayudará a quien la diga. Tales asuntos dependen de la firmeza de su isnad regresando al Profeta (la paz y las bendiciones de Allah desciendan sobre él). Como el isnad en este caso no es sahih, nosotros no debemos creerlo. Pero si alguien quiere memorizar estas palabras y recitarlas en el du’a’, sin considerarla como algo que está prescrito en el Islam, no hay nada de malo en eso in sha Allah.

Y Allah sabe mejor.

Islam Q&A
Create Comments