Viernes 8 Rabii' al Awal 1440 - 16 Noviembre 2018
Español

Exégesis del verso “Él ha dejado sueltos los dos mares (el de agua salada y el de agua dulce) para que se mezclen. Entre ellos hay una barrera que nadie puede transgredir” (Ar-Rahmán, 55:19-20).

165094

Fecha de publicación : 25-04-2016

Vistas : 908

Pregunta

En los versos del 19 al 22 del capítulo Ar-Rahmán (El Misericordioso), Dios se refiere a dos mares lado a lado, ambos divididos por una barrera. ¿A qué se refiere esto?

Texto de la respuesta

Alabado sea Dios

En primer lugar, lo que hemos visto de acuerdo a los autores de libros de exégesis (comentaristas del Corán) es que los ‘dos mares’ significan aquí los dos tipos bien conocidos de aguas que se encuentran en nuestro planeta: los ríos de agua dulce, y los mares de agua salada. 

La evidencia para esta interpretación está en el verso en el que Dios dijo, describiendo los dos mares (traducción del significado): 

“Él es Quien ha hecho confluir las dos masas de agua, una dulce y la otra salada, y ha puesto entre ambas una barrera [para que ninguna modifique a la otra]” (al-Furqán, 25:53). 

La evidencia apoya el punto de vista de la mayoría, a diferencia de quienes dicen que esto se refiere a dos mares, un mar en los cielos y otro en la Tierra, o los persas y los bizantinos, u otras extrañas opiniones que no pueden ser tomadas en serio. 

En segundo lugar, con respecto a la barrera entre los dos mares que se menciona en estos versos, hay dos puntos de vista entre los eruditos:

1 – Que lo que significa la barrera entre los dos mares (es decir, entre ríos y océanos) es la vasta tierra que las separa, y que impide que se mezclen; más bien, cada uno de ellos tiene su propio curso y destino separado del otro. Esta es la interpretación literalista y encontramos a muchos de los comentaristas con en ella. 

Al-Háfiz ibn Kázir (que Allah tenga misericordia de él) dijo: 

“Él es Quien ha hecho confluir las dos masas de agua, una dulce y la otra salada, y ha puesto entre ambas una barrera [para que ninguna modifique a la otra]” (al-Furqán 25:53), significa entre el agua dulce y el agua salada”. Fin de la cita de Tafsír al-Qur'án al-‘Adhim, 6/117. 

2 – Que entre los dos ‘mares’, el de agua dulce y el de agua salada, hay una barrera que no es visible para el ojo humano. Dios la creó por Su decreto y evita que se mezclen el agua dulce con la salada, aún cuando las dos aguas se mezclen en la desembocadura de los ríos. Esto fue narrado por al-Qurtubí de Ibn ‘Abbás, y As-Suiuti lo atribuyó a un reporte de ‘Abdu ibn Humaid, de Qatádah. Ver ad-Dúrr al-Manzur, 6/371. 

El Imam al-Qurtubí (que Allah tenga misericordia de él) dijo: “Y él ha dispuesto una barrera entre los dos mares (de agua dulce y de agua salada)” (an-Náml 27:61), es decir, una barrera por Su voluntad, para que el agua salada no se mezcle con el agua dulce. Ibn ‘Abbás dijo: “Una barrera por Su decreto, para que la una no cambie a la otra”. Tafsir al-Qurtubí, 13/222. 

Al-‘Allámah at-Táhir ibn ‘Aashúr (que Allah tenga misericordia de él) dijo: 

“Él decretó la barrera entre las dos aguas por Su gran sabiduría. Es una barrera virtual que resulta de que cada tipo de agua puja contra la otra, de tal forma que no se mezclen, por la relativa diferencia de densidad que resulta de sus diferentes composición mineral, en el agua salada, y el agua dulce. Entonces, la barrera está hecha de dos tipos, y no es algo aparte de las aguas”. 

Fin de la cita de at-Tahrir wa at-Tanwir, 20/13. 

No hay razón para no adoptar ambas opciones en la interpretación de este verso, porque cada una es correcta y no hay contradicción entre ambas. La barrera puede ser ciertamente la tierra que separa los ríos y mares, o puede ser la barrera virtual que resulta de la diferencia en la densidad de ambas aguas, de la cual los oceanógrafos hablan hoy en día. Es una forma distinta de entenderlo, pero no hay contradicción entre ambas. 

El Dr. Husain al-Harbi dijo: 

“…el primer tipo de interpretación diferente del verso, que se aplica si todas las interpretaciones diferentes son posibles para un verso particular y son apoyadas por los textos del Corán y la Tradición Profética. Este tipo de diferencias es posible y todos los puntos de vista son ciertos y de igual valor, porque son correctos, y todos estos puntos de vista son a lo que se refiere el verso en cuestión, y el Corán da testimonio de cada uno de ellos”. 

Fin de la cita de Qawá’id at-Taryih al-Mufassirín, 1/42-45. 

Y Allah sabe más.

Enviar comentarios