Martes 23 Safar 1441 - 22 Octubre 2019
Español

Un boxeador pregunta acerca de la licitud del boxeo

10238

Fecha de publicación : 08-10-2019

Vistas : 79

Pregunta

Allah me ha dado el don para convertirme en un buen boxeador, y estoy confiado de que puedo ser el campeón mundial en los próximos años. He hecho una carrera exitosa como boxeador amateur y estoy a punto de comenzar una carrera como boxeador profesional. Yo he abrazado la religión recientemente y quisiera que me informe si es lícito para mí que me convierta en un boxeador profesional o no. Mientras boxeo, siento que podría hacer mucho por el bien del Islam y los musulmanes, difundiendo el Islam para animar a los jóvenes en particular a que se comporten rectamente y hagan caridad, etc. Es mi intención eventualmente realizar el yihad físicamente algún día y que mis años de entrenamiento como boxeador me sirvan en este propósito.

 Por favor, desearía que me dieran una opinión fundamentada con evidencia.

 P.D: Yo no competiría contra hermanos musulmanes, sólo contra no musulmanes.

Texto de la respuesta

Alabado sea Allah.

 Le rogamos a Allah que guíe al hermano que ha realizado esta pregunta, y le pedimos a Allah que lo reafirme en la religión. Le rogamos a Allah que te dé la fuerza física, en la cual hay un gran beneficio para ti y para los musulmanes si Dios quiere, porque los musulmanes se fortalecen los unos a los otros.

 La fuerza física es una bendición de Allah y un regalo Suyo, que Él otorga a quien quiere y priva de él a quien quiere también.

 El Mensajero de Allah (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) prefería a un creyente fuerte que a uno débil; esto incluía ambos tipos de fuerza, física y espiritual.

 Fue narrado que Abu Hurairah dijo: “El Mensajero de Allah (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: “El creyente fuerte es mejor y más amado para Allah que el creyente débil, aunque en ambos ha bien. Esfuércense en hacer aquello que los beneficia y en buscar la ayuda de Allah. No se sientan desesperados si algo les sucede, no digan “Si sólo hubiera hecho tal y tal cosa”. Más bien digan: “Qádar Allah wa ma sha’a kan (Así lo decretó Allah y lo que Él quiso sucedió)”. Porque (las palabras) “Si sólo hubiera” le abren la puerta a Satanás”.

 Narrado por Muslim, 2664.

 Es muy bueno para el creyente practicar deportes permisibles para mantenerse fuerte físicamente y preservar su salud, lo cual lo ayudará a efectuar los actos de culto y esforzarse en el yihad por la causa de Allah.

 El Mensajero de Allah (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) elogió la buena salud y la consideró aún más importante que la riqueza material.

 Fue narrado de Mu’ádh ibn ‘Abd Allah ibn Jubaib, que su padre le dijo que su tío paterno dijo: “Estábamos sentados en una reunión cuando el Mensajero de Allah (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) vino, con la cabeza mojada. Uno de nosotros dijo: “Hemos visto que pareces estar con el espíritu en alto hoy”. Él respondió: “Sí, alabado sea Allah”. Entonces la gente habló acerca de las riquezas, y él dijo: “No hay nada malo con las riquezas para quien teme a Allah, pero la buena salud es mejor para quien teme a Allah que las riquezas, sentirse con el espíritu en alto es una bendición”.

Narrado por Ibn Mayah, 2141; Áhmed, 22076. Este hadiz fue clasificado como verídico por al-Albani en el Sahih Ibn Mayah, No. 1741.

 La meta de los musulmanes al practicar un deporte debe ser fortalecerse para hacer actos de culto y para apoyar la religión de Allah, para defender Sus sagrados límites y proteger el honor de los musulmanes.

 Si este no es el caso, entonces al menos el creyente debe tratar de protegerse a sí mismo de sus enemigos o ganarse con eso la vida en este mundo, para que le sirva como medio para mantenerse y alimentarse de lo que ha ganado con sus propias manos.

 Fue narrado de al-Miqdám (que Allah esté satisfecho de él) que el Profeta (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: “Ningún hombre come mejor comida que aquella que gana con sus propias manos. David, el Profeta de Dios (que la paz sea con él) solía comer de lo que había ganado con sus propias manos”.

 Narrado por al-Bujari, 1966.

 Fue narrado que Abu Hurairah (que Allah esté satisfecho de él) dijo: “El Mensajero de Allah (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: “Para cualquiera de ustedes es mejor cortar leña y cargarla sobre su espalda, que pedirle (mendigar) a alguien, que puede dárselo o negárselo”.

 Narrado por al-Bujari, 1968; Muslim, 1042.

 Esto, con respecto a los deportes permisibles. Pero por lo que vemos día a día, la mayoría de los deportes se han convertido en otra cosa que ya no es permisible; se han convertido en haram, especialmente el boxeo, que es de la peor clase de deportes, por las siguientes razones:

 1 – Implica atacar a la cara, y el Profeta (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) dijo: “Si uno de ustedes tiene que pelear con su hermano (otro hombre), que evite golpear en la cara”.

 (Al-Bujari, 2560; Muslim, 2512). Este juego está basado en golpear la cara del oponente con toda la fuerza de la que el boxeador sea capaz.

 2 – Es una pérdida de tiempo. Allah ha conferido muchas bendiciones a los musulmanes, y nos va a preguntar en qué las hemos empeñado en el Día de la Resurrección. Pero la gente medita muy poco acerca de estas bendiciones y desperdicia muchas de ellas, tales como la buena salud y el tiempo libre. Una de las cosas que Allah preguntará a los musulmanes en el Día del Juicio será qué hizo con su juventud, acerca de su vida, y cómo la gastó. ¿Qué dirá este hombre que gastó su juventud y su vida entrenando para pelear con la gente por un título o por dinero?

 El shéij Ibn ‘Uzaimín dijo:

 “Si una persona no debe gastar su dinero en cosas que no son beneficiosas, mucho menos aún debe gastar su tiempo en esto, porque el tiempo de vida es más precioso que el dinero, y por el hecho de que el joven y el no tan joven desperdicie su tiempo en esta clase de juegos que no tienen ningún beneficio para ellos es algo muy desafortunado y lamentable”.

 Fatáwa Islamíyah, 4/435.

 3 – Es un deporte dañino que puede conducir a lesiones permanentes, y Allah ha prohibido dañar nuestro cuerpo, más bien nos ha ordenado preservarlo y protegerlo.

 Fue narrado de ‘Ubádah ibn as-Sámit que el Mensajero de Allah (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él) decretó que no debemos lastimarnos el uno al otro. Narrado por Ibn Mayah, 2340; Áhmad, 21714; este hadiz fue clasificado como verídico por el Imam Áhmad y al-Hákim, y como hásan por Ibn as-Salah.

 Ver Yalásat al-Bádr al-Munír, por Ibn al-Mulaqqín, 2/438.

 Si practicas este deporte, tú sabes que hay muchos boxeadores que han recibido lesiones permanentes, especialmente con daños en su cerebro y sistema nervioso.

 4 – Esto implica un desperdicio de dinero y del tiempo de la gente con algo que no es beneficioso. En lugar de estar gastando el tiempo en este entretenimiento inútil, el dinero podría gastarse en causas caritativas. ¿Cuántos millones se dilapidan que podrían ser gastados en alimentar al hambriento, construir una mezquita, abrir una escuela u otras buenas acciones?

 5 – Estos deportes, incluido el boxeo, se han convertido en una excusa para el partidismo y el nacionalismo. El deporte, como existe hoy en día, ha dividido a la gente y enemistado a los vecinos, ha hecho que la gente se ame u odie el uno al otro sobre la base de una victoria o una derrota de un equipo en un entretenimiento.

 6 – Este deporte implica descubrirse parte del ‘awrah (partes privadas), y aún si tú no lo haces, tu oponente lo hará. El ‘awrah del hombre va desde el ombligo hasta la rodilla, tal como fue narrado por el Profeta (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él).

 De la misma manera, implica descubrir el ‘awrah de los espectadores, tanto hombres como mujeres. Esto es algo que tú no puedes prevenir, ni recriminarlos por ello.

 Tú dices en tu pregunta que no lucharás contra musulmanes, pero, ¿te permitirá eso la gente que organice las peleas? No creo, y tú lo sabes mejor que yo.

 En segundo lugar:

 Estas peleas no son mantenidas por causa de la religión, no están basadas en ella. Cuando la gente ve una pelea, no piensan que están sucediendo una pelea entre el Islam y la incredulidad.

 Más aún, cuando tú peleas, estarás peleando en el nombre del país donde tu vives, o el que te ha dado tu nacionalidad; nadie te permitirá pelear en nombre del Islam.

 Aún si tu oponente es un incrédulo, él puede provenir de un pueblo con el cual hay paz (ahl as-silm) y no de aquellos que están en guerra contra los musulmanes (ahl al-hárb), entonces ¿qué bien haces levantando tu mano contra un hombre que está en paz con nosotros?

 En conclusión, este deporte es uno de los juegos prohibidos que causan más males que beneficios.

 Tercero:

 Con respecto a lo que dices que tienes la intención de participar en el yihad algún día.

 Estas son bellas palabras, aún si el boxeo es haram. Tú puedes fortalecer tu cuerpo practicando otros deportes que no están prohibidos.

 Por favor, vea la respuesta a la pregunta No. 10427.

 Y Allah sabe más.

Enviar comentarios