Jueves 7 Rabii' al Awal 1440 - 15 Noviembre 2018
Español

¿Debe ofrecer un animal en sacrificio, o debe dar el monto del sacrificio a su pariente pobre, para que pueda obtener tratamiento?

Pregunta

¿Es permisible que no ofrezca un animal en sacrificio y le dé el dinero a un pariente enfermo para que reciba tratamiento? El dinero de la caridad obligatoria no es suficiente para eso.

Texto de la respuesta

Alabado sea Dios

El principio básico es que ofrecer un sacrificio es mejor que dar su precio en caridad, porque implica también acercarse a Dios por medio del ritual, y luego también al dar en caridad; y realizar este ritual es mantener viva una de las tradiciones del Profeta Muhámmad (que la paz y las bendiciones de Allah sean con él). 

Ibn al-Qayím dijo en Tuhfat al-Mawdud (p. 65):

“El sacrificio en su momento justo, durante la peregrinación o la Festividad del Sacrificio, es mejor que dar su precio en caridad, aun si uno diera más que eso. El ritual del sacrificio es un acto de culto confirmado en el Corán y la Tradición Profética. Dios dijo (traducción del significado): 

“Reza, pues, a tu Señor y sacrifica [los animales en Su nombre]” (Al-Káwzar, 108:2). 

“Diles: Por cierto que mi oración, mi sacrificio, mi vida y mi muerte pertenecen a Allah, Señor del Universo” (Al-An’ám, 6:162). 

En cada religión hay una oración y un sacrificio, y ningún otro acto de culto los pueden reemplazar. Por eso si das en caridad muchas veces el precio del sacrificio ofrecido durante la peregrinación, nunca podrá tomar su lugar. Lo mismo puede decirse del animal ofrecido para la Festividad del Sacrificio”. Fin de la cita. 

Los eruditos del Comité Permanente de Jurisprudencia Islámica de Arabia Saudita han dicho:

“Ofrecer un animal en sacrificio a nombre del musulmán y de su familia es una tradición confirmada, y es un deber para quien puede realizarlo. Y realizarlo es mejor que gastar su dinero equivalente en caridad”. Fin de la cita de Fatáwa al-Láynah ad-Dá'imah, 11/419. 

Si tu pariente está enfermo y necesita tratamiento urgente y medicina, entonces ayudarlo a obtener tratamiento toma precedencia sobre el sacrificio, especialmente si él no cuenta con otras fuentes de ayuda. 

‘Abd er-Razzáq narró en Al-Musánnaf (8156), de Az-Záwri, de ‘Imrán ibn Muslim, de Suwaid ibn Gaflah, que él dijo: “Dar el precio del sacrificio en caridad a un huérfano o a un deudor es más querido para mí que sacrificar el animal”. El narrador dijo: “Yo no sé si Suwaid dijo estas palabras como suyas, o se las atribuyó a Bilal”. 

El shéij Ibn Taimíyah (que Allah tenga misericordia de él) dijo:

“La peregrinación voluntaria hecha de la manera prescripta es mejor que la caridad que no es obligatoria. Pero si el musulmán tiene parientes pobres y necesitados, entonces darles en caridad es mejor. Pero si ambas acciones son voluntarias, entonces la peregrinación es mejor, porque es un acto de culto tanto físico como económico. De la misma forma, ofrecer un animal en sacrificio para la Festividad del Sacrificio o por el nacimiento de un niño, es mejor que dar su importe en caridad”. Fin de la cita de Fatáwa al-Kubra, 5/382. 

El Shéij Muhámmed ibn al-‘Uzaimín (que Allah tenga misericordia de él) dijo:

“Si se trata de elegir entre ofrecer un animal en sacrificio o pagar las deudas de una persona pobre, entonces pagar sus deudas es mejor, más si el deudor es un familiar”. Fin de la cita de Maymu' al-Fatáwa wa Rasá'il Ibn ‘Uzaimín, 13/1496. 

Y Allah sabe más.

Enviar comentarios