Sábado 21 Sha'ban 1445 - 2 Marzo 2024
Español

Veredicto de la Shari’ah sobre la poligamia y sus requisitos

Pregunta

¿Cuál es el veredicto de la Shari’ah que rige la poligamia?

Texto de la respuesta

Alabado sea Dios.

Al-lah ha permitido que los hombres tengan más de una esposa, pues dice (lo que en español se interpretan así): {No se casen con las huérfanas que han criado si temen no ser equitativos [con sus dotes], mejor cásense con otras mujeres que les gusten: dos, tres o cuatro. Pero si temen no ser justos, cásense con una sola o con una esclava, porque es lo mejor para evitar cometer alguna injusticia} [Corán 4:3].

Esto claramente muestra que el matrimonio plural o poligamia es permisible y que, según la Shari’ah islámica, un hombre puede casarse con una, dos, tres o cuatro esposas, pero no puede casarse con más de cuatro. Esta es la opinión de los exégetas y los juristas; hay consenso entre los musulmanes al respecto y no hay opiniones disidentes.

Debemos notar que hay varias condiciones para poner en práctica la poligamia: 

1. Ser justo y equitativo. 

Pues Al-lah dice (lo que en español se interpretan así): {Pero si temen no ser justos, cásense con una sola o con una esclava, porque es lo mejor para evitar cometer alguna injusticia} [Corán 4:3]. Esta aleya muestra que ser justo es una condición para que la poligamia sea permisible. Si un hombre teme que no podrá tratar con justicia a sus esposas si se casa con más de una, entonces en su caso está prohibido para él casarse con más de una. Ser justo aquí significa tratar a las esposas con equidad en la manutención, la vestimenta, la convivencia nocturna y otros asuntos materiales que pueda controlar.

Con respecto a ser justo y ecuánime respecto al amor como sentimiento, esto es algo que no se exige, porque no es posible controlar el sentimiento. A esto se refieren las palabras de Al-lah (que en español se interpretan así): {No podrán ser [completamente] equitativos con sus esposas por mucho que lo intenten} [Corán 4:129]; es decir, respecto al amor en el corazón. 

2. Estar en condiciones de mantener a más de una esposa. 

La evidencia de esto es la aleya que dice (lo que en español se interpretan así): {Quienes no cuenten con los medios para casarse, que tengan paciencia y se abstengan [de mantener relaciones prematrimoniales] hasta que Al-lah les provea los medios con Su gracia} [Corán 24:33].

En estos versos Al-lah le ordena a quien puede casarse, pero no puede mantener a una esposa, que se quede soltero. Una de las causas para no estar en condiciones de casarse es no tener bienes suficientes para dar en dote (mahr) o no tener recursos para la manutención de la esposa (Al-Mufassal fi Ahkam Al Mar’ah, vol. 6, p. 286). 

Algunos juristas opinan que la poligamia es mejor que limitarse a una sola esposa. Se le preguntó al Sheij Ibn Baz (que Al-lah lo tenga en Su misericordia): ¿El precepto básico respecto al matrimonio es la monogamia o la poligamia? Y él respondió: “El precepto básico en la Shari’ah es la permisión de la poligamia para los que cumplan con sus condiciones, si no se teme injusticia, por los numerosos beneficios que aporta, como la castidad del esposo y las esposas, el buen trato, la mayor tasa de reproducción y aumento en la población de la Ummah y en las filas de los que adoran a Al-lah únicamente. Esto se expresa en las palabras de Al-lah (que en español se interpretan así): {No se casen con las huérfanas que han criado si temen no ser equitativos [con sus dotes], mejor cásense con otras mujeres que les gusten: dos, tres o cuatro. Pero si temen no ser justos, cásense con una sola o con una esclava, porque es lo mejor para evitar cometer alguna injusticia} [Corán 4:3].

Y porque el Profeta Muhammad (la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él) se casó con más de una esposa y Al-lah dijo (lo que en español se interpretan así): {En el Mensajero de Al-lah hay un bello ejemplo para quienes tienen esperanza en Al-lah} [Corán 33:21].

Uno de los sahábah del Profeta (la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él) dijo: “Yo no comeré carne”. Otro dijo: “Yo rezaré por las noches y nunca dormiré”, otro dijo: “Yo voy a ayunar todos los días continuamente”. Y otro dijo: “Respecto a mí, pues no me casaré nunca”. Cuando el Profeta, la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, se enteró de ello, reunió a la gente y les dijo luego de alabar a Al-lah: “¿Ustedes dijeron tal y tal cosa? Yo, en cambio, juro por Al-lah que le temo a Él más que ustedes, pero yo ayuno a veces y otras no; a veces rezo por la noche y otras duermo; y me caso con mujeres. Quien rechace mi Sunnah no es de los míos”. Estas grandiosas palabras del Profeta (la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él) incluyen a ambos matrimonios: el monogámico y el poligámico (Mayal-lat Al Balagh, edición núm. 1015; Fatawa ‘Ulama Al Balad Al Haram, p. 386). 

Y Al-lah sabe más.

Origen: Islam Q&A