Domingo 29 Yumada az Zaniah 1441 - 23 Febrero 2020
Español

Los ángeles que registran las obras y la sabiduría detrás de su existencia

Pregunta

Recibí esta poesía: “¡Oh, Allah, si estás más cerca de mí que mi vena yugular, por qué los ángeles están escribiendo sobre mis hombros!” Esta expresión me parece injustificada en la creencia islámica porque cuestiona la creación de Allah y Sus planes. Por favor, necesito una opinión académica.

Texto de la respuesta

Alabado sea Dios.

En primer lugar:

Observar (raqíb) y llevar un registro (ʻatíd) son dos características de los ángeles que son designados para registrar todo lo que hace el hijo de Adán, sea bueno o malo. Son características que se aplican a cada uno de los dos ángeles que registran. El ángel de la derecha está mirando y listo para escribir, y el ángel de la izquierda está mirando y listo para escribir.

Allah, Glorificado y Exaltado sea, dijo (traducción del significado):

“Creé al ser humano y sé cuáles son sus debilidades. Estoy más cerca de él que su propia vena yugular. [Sabe que] dos ángeles escriben todas sus obras, sentados uno a su derecha y el otro a su izquierda, no pronuncia palabra alguna sin que a su lado esté presente un ángel observador que la registre”. [Qaf 50: 16-18].

En segundo lugar:

Allah, Exaltado sea, es El Juez Justo, El Conocedor de las sutilezas, El Que todo lo sabe. Por su justicia perfecta, ha ordenado una variedad de testigos sobre la humanidad.

Allah, Glorificado y Exaltado sea, es el mayor de los testigos, como Él, Glorificado sea, dijo (traducción del significado):

“Dios es testigo de todas las cosas” [La Peregrinación 22:17].

Allah, Glorificado y Exaltado sea, ha hecho a los ángeles testigos y al hombre testigo de sí mismo:

“Quienes difamen a las mujeres honestas, inocentes y creyentes, serán maldecidos en esta vida y en la otra, y sufrirán un castigo enorme. El día que sus propias lenguas, manos y pies atestigüen contra ellos por lo que cometieron. Ese día, Dios les pagará lo que merecen por lo que hicieron, y finalmente sabrán que Dios es la Verdad evidente”. [La Peregrinación 24: 23-25].

“El día que sean congregados los enemigos de Dios y conducidos al Infierno, y estén a punto de ser arrojados en él, entonces atestiguarán contra ellos sus propios oídos, ojos y pieles todo lo que cometieron. Dirán a sus pieles: ¿Por qué atestiguan contra nosotros? Les responderán: ʻNos hizo hablar Dios, Quien hace hablar a todas las cosasʼ. Sepan que Él los creó la primera vez, y que ante Él volverán. No pudieron esconderse de los oídos, los ojos y la piel que atestiguarán en su contra. Pensaban que Dios ignoraba gran parte de lo que hacían. Eso que pensaban de su Señor es lo que los ha llevado a la ruina, y ahora son de los perdedores. Y aunque tengan paciencia, el Infierno será su morada; y aunque supliquen ser excusados, no serán excusados”. [La Descripción Detallada 41: 19-24].

Fue narrado que Anas ibn Malik reportó: Estábamos con el Mensajero de Allah (paz y bendiciones sean con él) y sonrió. “¿Sabes por qué estoy sonriendo?” Contestamos: “Allah y Su Mensajero saben mejor”. Él dijo: “Debido a la conversación que un siervo tendrá con su Señor. Él dirá: Oh Señor, ¿no me garantizaste protección contra la injusticia? Allah dirá: sí. Él dirá: No considero válido ningún testigo en mi contra, sino yo mismo. Allah dirá: Tu propio ser será suficiente como testigo contra ti este día, y el testimonio de los dos ángeles que registran. Luego se colocará un sello en su boca y se le dirá a sus miembros: Hablen. Y hablarán de sus obras. Entonces se le permitirá hablar y dirá: ¡Qué la maldición de Allah sea con ustedes! Fue en tu nombre que luché”.

Al-Wazír ibn Hubairah (que Allah tenga piedad de él) dijo:

En este hadiz vemos cómo Allah, Glorificado sea, demuestra Su justicia a sus siervos. Parte de Su justicia es que si se presenta un caso ante Él que se juzga de acuerdo con el testimonio de testigos justos y el acusado niega la culpa, ¿cómo se puede probar la culpabilidad ante todas las personas, para evidenciar la mentira del culpable? La respuesta es que Allah hará que las partes de su cuerpo hablen sobre lo que negó y confirmen el sólido testimonio de los testigos.

Si esta persona desdichada hubiera sido hábil, habría admitido su culpa ante Allah, y así hubiera evitado combinar lo que no debería haber cometido (en este mundo) con la negación de ello ante Allah, Glorificado y Exaltado sea, lo cual indica su nivel de ignorancia sobre Allah y de que su Señor puede sacar a la luz todo lo oculto. Así, esta persona combinó el pecado, la mentira y la ignorancia sobre su Señor.

Con respecto a las palabras:

“[Se le dirá:] Lee tu libro, pues hoy será suficiente con que tú mismo leas el registro de tus obras [para saber cuál será tu destino]”. [El Viaje Nocturno 17:14].

Esto significa que Allah, Glorificado sea, hará que las partes del cuerpo de una persona hablen y confirmen el testimonio de los testigos, no necesariamente porque exista alguna duda sobre el testimonio de ellos o porque sea insuficiente.

Fin de la cita de al-Ifsáh ‘an Ma‘áni as-Siháh (5/401).

Conclusión:

Allah, Glorificado y Exaltado sea, es un juez justo Que no juzga a sus siervos sobre la base de lo que sabe de ellos en términos de incredulidad o fe; más bien, tiene todos sus actos registrados y cita a Sus nobles ángeles para que sean testigos de ellos y para que registren todo lo que hacen, bueno o malo. Allah les dará sus registros en el Día de la Resurrección. Él, Glorificado y Exaltado sea, nombra a los ángeles, los nobles escribas, como testigos de Sus siervos en orden de dar testimonio, de modo que nadie de Su creación tenga razón alguna para dudar de los testimonios; se establecerán pruebas contra ellos, y nadie tendrá motivos para argumentar en contra del juicio del Señor de los mundos.

Allah, Exaltado sea, dijo (traducción del significado):

“Aquellos que argumentan sobre Dios, luego de que la gente creyó [en el Islam], sepan que sus argumentos carecen de validez ante su Señor. Sobre ellos recaerá la ira [de Dios] y recibirán un castigo severo”. [La Consulta 42:16].

Para obtener más información, consulte las preguntas No. 148026, 147161 y 98673.

Y Dios sabe mejor.

Enviar comentarios