Jueves 16 Dhul Qa'dah 1440 - 18 Julio 2019
Español

Momentos de la oración en los que se puede hacer súplicas

Pregunta

¿Cuáles son los momentos de la oración en los que se puede suplicar a Allah?

Texto de la respuesta

Alabado sea Dios.

Los momentos de la oración en los que se puede suplicar a Allah son de dos tipos:

El primer tipo:

Momentos en los que es recomendado hacer súplicas porque hay evidencia que lo indica, así como se recomienda que en dichos momentos la persona suplique extensamente, tanto como lo desee, pidiéndole a Allah, Exaltado sea, satisfacer sus necesidades y pedirle lo que quiera del bien en este mundo y en el futuro.

1. En la prosternación:

La evidencia es lo dicho por el Profeta (la paz y las bendiciones sean con él): “Lo más cerca que el siervo está de su Señor es cuando está en la prosternación, así que aumenten las súplicas allí”. Narrado por Muslim (482).

2. Después del último tashahhud y antes de decir la salutación (taslim):

La evidencia es el reporte de Ibn Mas'ud (que Allah esté complacido con él), de que el Profeta (la paz y las bendiciones sean con él) les enseñó el tashahhud y luego dijo: “Entonces que digan las súplicas que deseen”. Narrado por al-Bujari (5876) y Muslim (402).

3. Durante la súplica del qunut en el último rezo de la noche (Witr):

La evidencia para ello es el informe narrado por Abu Dawud (1425) de al-Hasan ibn 'Alí (que Allah esté complacido con él), quien dijo: El Mensajero de Allah (la paz y las bendiciones sean con él) me enseñó algunas palabras que digo durante el qunut en el Witr: “Al-lahumma ihdini fiman hadeita wa 'áfini fiman 'áfaita wa tawál-lani fiman tawal-léita wa bárik li fima a'taita, wa qini sharra ma qadéita, fa ínnaka taqdi wa la iúqda 'aleik, wa ínnahu la iadhíl-lu man wáleita wa la ia'izzu man 'ádeita, tabárakta Rábbana wa ta'áleita (Oh, Allah, guíame con aquellos que has guiado, perdóname con aquellos que has perdonado, protégeme junto a aquellos que has protegido y bendice lo que me has concedido, y protégeme del mal que has decretado; porque ciertamente Tú decretas y nadie decreta para Ti, y no es humillado a quien le muestras fidelidad, ni es honrado tu enemigo. Bendito y exaltado seas, oh, Señor)”.

El segundo tipo:

Momentos en los que, según las narraciones sobre la oración del Profeta (la paz y las bendiciones sean con él), hizo súplicas pero no fueron largas, ni destacó estos momentos en particular, ni instó a los musulmanes a pedir por sus necesidades; en vez de eso, estos ruegos eran breves y concisos, con una redacción específica. Por tanto, la súplica en estos momentos es más cercana al recuerdo de Allah (dzikr), el cual se dice con palabras específicas, a diferencia de la súplica en sentido general que se hace por cualquier necesidad.

1. Súplica al comenzar la oración (du'a al-istiftáh):

Después de decir Allahu Akbar al inicio del rezo (takbirat al-ihram) y antes de comenzar a recitar al-Fatihah, (capítulo que inicia el Corán y se recita en la oración).

2. En la inclinación:

El Mensajero (la paz y las bendiciones sean con él) solía decir: "Subhánaka Allahumma Rábbana wa bihámdika, Allahumma gfirli (Gloria y alabanza a ti, Oh, Allah, nuestro Señor. Oh, Allah, perdóname)”. Narrado por al-Bujari (761) y Muslim (484) del reporte de 'A'ishah.

En su Sahih, el Imam al-Bujari (que Allah tenga misericordia de él) incluyó esta narración en el capítulo titulado “Súplica (du'a) en la inclinación”.

3. Después de levantarse de la inclinación:

La evidencia es la narración de 'Abdullah ibn Abi Awfa, según el cual el Profeta (la paz y las bendiciones sean con él) solía decir:

“Allahumma laka al-hamd mil as-samawáti wa mil al-ard wa mil amá shi-ta min shei-in ba'd. Allahumma tahhirni biz-zalyi wa’l-baradi wa’l-maa ’il-bárid. Allahumma tahhirni min adh-dhunubi wa’l-jataaiaa kamá iunaqqa az-zawb al-abiad min wal-wasaj.

(Oh, Allah, a ti Te alabamos llenando los cielos, llenando la tierra y llenando cualquier otra cosa que quieras. Oh, Allah, purifícame con nieve, granizo y agua. Oh Allah, purifícame de los pecados y los errores igual que una prenda blanca se purifica de la suciedad)”.

Narrado por Muslim (476).

4. Entre las dos postraciones:

El Profeta (la paz y las bendiciones sean con él) solía decir entre las dos postraciones: “Allahumma igfirli warhamni wayburni wahdini warzuqni (Oh, ​​Allah, perdóname, ten piedad de mí, consuélame, guíame y concédeme provisión)”. Narrado por at-Tirmidhi (284), clasificado como sahih por al-Albani en Sahih at-Tirmidhi.

Imam an-Nawawi (que Allah tenga piedad de él) dijo:

El autor de at-Tatimmah dijo: La súplica en este momento no tiene que decirse con estas palabras específicas; decir cualquier súplica cumplirá la Sunnah (tradición profética), pero lo que se menciona en el reporte es mejor.

Fin de la cita de al-Maymu' (3/437).

También hay informes que mencionan la realización de súplicas mientras se recita el Corán en la oración (voluntaria). Entonces, se puede hacer súplica en dicho momento de la oración voluntaria (nafil) basado en lo que dicen los reportes, y, según algunos eruditos, también en la oración obligatoria, por analogía con lo mencionado relativo a las voluntarias.

La evidencia de ello es la narración de Hudhaifah (que Allah esté complacido con él), según el cual, cuando rezó con el Profeta (la paz y las bendiciones sean con él): No llegó a ningún verso que mencionara la misericordia, sin detenerse y pedir misericordia, y no llegó a ningún verso que mencionara el castigo, sin detenerse y buscar refugio en Allah.

Narrado por Abu Dawud (871); clasificado como sahih por al-Albani en Sahih Abi Dawud.

También hay informes que indican la permisibilidad de hacer súplicas en tiempos de calamidad, pero la redacción referida en los informes es la específica para la calamidad narrada en ellos. De todas formas, si alguien menciona una redacción diferente con respecto a otras cuestiones, esperamos que no haya nada de malo en eso.

Al-Hafiz Ibn Hayar (que Allah tenga misericordia de él) dijo:

Para resumir lo que se ha demostrado del Profeta (la paz y las bendiciones sean con él) sobre los momentos de la oración en los que solía hacer súplicas, hay seis puntos, a los que se puede agregar dos más:

1. Después del pronunciamiento “Allahu Akbar” para iniciar la oración (takbirat al-ihram):

Esto se menciona en el hadiz de Abu Hurairah en as-Sahihain: “Allahumma ba'id baini wa baina jataaiaaia kamá bá'adta baina al-mashriqi wa l-magrib. Allahumma naqqini min jataaiaaia kamá iunaqqa al-zawb al-abiad min ad-danas. Allahumma igsilni min jataaiaaia biz-zalyi wal-ma-i wal-barad (Oh, Allah, pon una gran distancia entre mis pecados y yo, tan grande como la distancia que has hecho entre Oriente y Occidente. Oh, Allah, límpiame del pecado como una prenda blanca se limpia de la suciedad. Oh, Allah, lava mis pecados con nieve, agua y granizo”.

2. Al levantarse (después de la inclinación):

La evidencia está en el reporte de Ibn Abi Awfa, narrado por Muslim, según el cual solía decir después de “... min shai-in ba'd (además de eso)”: “Allahumma tahhirni bi'zzalyi wa'l- baradi wa'l-maa 'il-bárid” (Oh Allah, límpiame con nieve, granizo y agua fría).

3. En la inclinación

Esto se menciona en la narración de 'A'ishah: solía decir a la hora de inclinarse y postrarse: “Subhánaka Allahumma Rábbana wa bihámdika, Allahumma-gfirli (Gloria y alabanza sea para ti, Allah, nuestro Señor, Oh Allah, perdóname).” Narrado por al-Bujari y Muslim.

4. En la postración:

Este es el punto en el que más a menudo hizo súplicas e instruyó a otros para que hicieran lo mismo.

5. Entre las dos postraciones:

“Allahumma-gfirli (Oh, ​​Allah, perdóname)”.

6. En el tashahhud:

El Profeta (la paz y las bendiciones sean con él) también solía hacer súplica en el Qunút, y cuando recitaba Corán: cuando llegaba a un verso que mencionaba la misericordia, pedía misericordia y cuando llegaba a un verso que mencionaba el castigo, buscaba refugio con Allah de ello.

Fin de la cita de Fath al-Bari (11/132).

Los momentos más destacados de la oración en los que se puede hacer súplicas son dos, a saber, postración y después del tashahhud final.

Al-Hafiz Ibn Hayar (que Allah tenga misericordia de él) dijo:

Los puntos en la oración en los que se puede hacer súplicas son postración y el tashahhud.

Fin de la cita de Fath al-Bari (11/186; véase también 2/318).

Shéij Ibn Baaz (que Allah tenga misericordia de él) dijo:

El punto en la oración en el que se puede hacer súplicas es la postración, y al final del tashahhud), antes de decir la salutación.

Fin de la cita de Maymu' Fatawa Ibn Baaz (8/310).

Y Allah sabe mejor.

Enviar comentarios